INFORMACIÓN GENERAL

DÑA. MARÍA JOSEFA
FERNÁNDEZ BENÍTEZ

Dña. María Josefa Fernández Benítez

Nació en Villanueva del Duque, el 15 de Septiembre de 1887, y murió el 29 de Agosto de 1964 en su pueblo natal. María Josefa era hija única del Matrimonio formado por Don Francisco Fernández y Dña. Francisca Benítez.

Se dice que, al ser hija única, sus padres no querían separarse de ella, y decidieron construir un convento en nuestra localidad. Por éste motivo, decidieron vender parte de sus pertenencias para adquirir varios solares en la actual Plaza del Rey, colindantes a su casa. De ésta manera se llevó a cabo la fundación de un Colegio de Enseñanza, que desde sus comienzos ha sido regentado por las Hermanas Salesianas del Sagrado Corazón de Jesús. Los trámites correspondientes los efectuó el párroco del pueblo en aquel entonces, Don Guillermo Moreno Romero.

La generosidad de ésta familia hacia ésta obra fue grandiosa, ya que dejaron todo el colegio habilitado sin que faltase detalle. Desde las salas de los colegiales, hasta las dependencias de la Comunidad, y la ornamentación de la nueva capilla, cuyo capellán fue Don José Elías, muy querido por todo el pueblo, y quien vivió en la misma casa de Dña. María Josefa, ejerciendo con ella labores de padre y consejero espiritual.

La casa de Dña. María Josefa, se comunicaba por los corrales con el colegio, por donde visitaba diariamente la capilla. Allí acudía a orar tres veces al día – misa de la mañana, a las doce del mediodía y del Ángelus de la tarde – . Estas visitas le permitían relacionarse con los niños que estudiaban en el colegio, quienes la llamaban cariñosamente “la señorita”. Aunque Dña. María Josefa no colaboraba diariamente con las monjas en la realización de sus tareas cotidianas con los niños, sí que ayudaba económicamente, además de costear una criada para el colegio, quien se dedicaba a la limpieza, compra, cocina, etc., permitiendo de ésta forma, la dedicación exclusiva de las monjas a la educación y cuidado del alumnado.

La caracterizaba su aspecto señorial y callado. Medía siempre sus palabras. En sus oraciones repetía al levantarse: “Señor, que no diga lo que no deba decir, pero que no calle lo que tenga que decir”. Era seria, respetuosa, muy perfeccionista, metódica y ordenada. Le gustaba la música y cantaba muy bien. Le gustaba escribir.A pesar de su posición económica y social, Dña. María Josefa vivió una vida austera. Ella misma se cosía sus propios vestidos.

El Colegio fundado por Dña. María Josefa pasó posteriormente a ser una residencia de ancianos, que hoy sigue siendo regentada por la misma Congregación de Religiosas que la ayudaron a iniciar esta grandiosa obra. Actualmente éstas religiosas han convertido a la “Residencia de Ancianos Sagrada Familia” en un modernísimo edificio en el que residen más de 60 personas mayores.

D. ALEJANDRO
LÓPEZ ANDRADA

DÑA. MARÍA JOSEFA
FERNÁNDEZ
BENÍTEZ

DÑA. MATILDE
ATANCE ROMERO

D. JUAN
DEL VISO
MORILLO

D. ANTONIO
RODRÍGUEZ
DE LEÓN

D. AURELIO
TENO
TENO

D. JUAN
BENÍTEZ
CONDE

D. ROGELIO
FERNÁNDEZ

D. LUÍS
CARVAJAL
ARRIETA

D. JOSÉ
CARVAJAL
ARRIETA